Deliciosa mayonesa casera con huevo duro: la receta de siempre, pero más segura

La mayonesa casera con huevo duro es una deliciosa opción para aquellos que desean evitar el riesgo de salmonella. Preparar huevos duros es el primer paso, seguido de la combinación de ingredientes como zumo de limón, aceite, agua y sal.

Mayonesa Casera

También puedes acceder a nuestra receta de mayonesa casera tradicional con huevos crudos para disfrutar del sabor auténtico tomando todas las precauciones.

📋 Contenido de la receta

Preparación de huevos duros (huevos cocidos)

Para comenzar la preparación de la mayonesa casera con huevo duro, es importante asegurarse de tener los huevos cocidos correctamente. Sigue estos sencillos pasos:

  1. Coloca los huevos en una olla con agua suficiente para cubrirlos completamente.
  2. Lleva el agua a hervir a fuego medio-alto.
  3. Una vez que el agua esté hirviendo, reduce el fuego a medio-bajo y deja cocinar los huevos durante aproximadamente 10 minutos.
  4. Transcurrido el tiempo de cocción, retira la olla del fuego y coloca los huevos en un recipiente con agua fría para detener la cocción.
  5. Una vez que los huevos estén fríos, pela suavemente la cáscara y deséchala.

Ahora que tienes los huevos duros preparados, estás listo para continuar con la elaboración de la mayonesa casera con huevo duro.

Ingredientes necesarios

Para preparar la deliciosa mayonesa casera con huevo duro, necesitarás los siguientes ingredientes:

  • Huevos duros: Aproximadamente 2 unidades.
  • Zumo de limón: El jugo de medio limón.
  • Aceite: Puedes utilizar aceite de oliva o de girasol, según tu preferencia.
  • Agua: Una cucharada de agua.
  • Sal: Una pizca de sal, para darle el toque de sabor.

Estos ingredientes son la base para preparar la mayonesa casera con huevo duro, pero también puedes agregar otros ingredientes para personalizar el sabor y darle tu toque especial. Algunas opciones populares son: ajo, perejil, pimienta blanca, mostaza, entre otros.

Recuerda: la mayonesa casera con huevo cocido es una alternativa más segura que la tradicional, ya que evita el riesgo de salmonela al utilizar huevos cocidos en lugar de huevos crudos. Además, tienes la opción de controlar la calidad de los ingredientes y disfrutar de una mayonesa más saludable y deliciosa.

Procedimiento para hacer mayonesa casera con huevo duro

A continuación, se detalla el paso a paso para preparar una deliciosa mayonesa casera con huevo duro:

  1. En primer lugar, cocemos los huevos duros en agua hirviendo durante aproximadamente 10 minutos. Esto permitirá que los huevos estén completamente cocidos y seguros para su consumo.
  2. Luego, pelamos los huevos y los colocamos en el vaso de la batidora o en un recipiente alto, que nos permita batir los ingredientes y obtener una salsa espesa y homogénea.
  3. Añadimos el zumo de limón al recipiente. Este ingrediente no solo le dará sabor a la mayonesa, sino que también actuará como estabilizador para lograr una textura suave y cremosa.
  4. A continuación, agregamos el aceite, ya sea de oliva o de girasol, dependiendo de nuestras preferencias. El aceite es fundamental para obtener esa consistencia untuosa y suave que caracteriza a la mayonesa.
  5. Ahora incorporamos el agua y la sal al gusto. Estos ingredientes se encargarán de potenciar el sabor y equilibrar la cremosidad de la mayonesa.
  6. Con todos los ingredientes en el recipiente, comenzamos a batir a velocidad media-alta hasta obtener una mezcla homogénea y espesa. Es importante batir durante unos minutos para lograr una emulsión perfecta.
  7. Una vez que hemos obtenido la consistencia deseada, nuestra mayonesa casera con huevo duro está lista para servir. Podemos utilizarla como salsa para acompañar distintos platos, como ensaladas, sándwiches o incluso como base para otras salsas.

Es importante tener en cuenta que la mayonesa casera con huevo duro se mantiene fresca en la nevera por un máximo de 5 días, siempre y cuando se conserve en un recipiente hermético. Esto nos asegura disfrutar de su sabor y calidad durante más tiempo.

Mayonesa casera con huevos cocidos

¡Anímate a preparar tu propia mayonesa casera con huevo duro y disfruta de su sabor delicioso y seguro!

Sugerencias para variaciones de la receta

La mayonesa casera con huevo duro es una base deliciosa para crear diferentes versiones con sabores extra. Puedes experimentar con diversos ingredientes para hacer variaciones únicas y sorprender a tus invitados. Aquí te ofrecemos algunas sugerencias para darle un toque especial a tu mayonesa casera:

  • Ajo: Agrega un toque de sabor suave y aromático con un diente de ajo finamente picado. Mezcla el ajo con los demás ingredientes en la batidora y obtendrás una mayonesa con un sabor irresistible.
  • Perejil: Picar finamente unas hojas de perejil fresco y añadirlas a la mayonesa le dará un sabroso toque de frescura y color. Mezcla bien para que el perejil se integre completamente.
  • Mostaza: Si eres amante de los sabores intensos, la mostaza es perfecta para ti. Agrega una cucharada de mostaza a la mezcla y disfruta de una mayonesa con un toque picante y vibrante.
  • Pimientos asados: Si quieres darle un sabor más sofisticado, puedes incorporar pimientos asados a la mayonesa. Pela y pica los pimientos asados en trozos pequeños antes de agregarlos a la mezcla. Obtendrás una mayonesa con un sabor ahumado y delicioso.
  • Hierbas frescas: Utilizar hierbas frescas como el cilantro, el eneldo o la albahaca le dará a tu mayonesa un aroma y un sabor únicos. Pica finamente las hierbas frescas y mézclalas con el resto de los ingredientes.
  • Frutas: Para una versión más fresca y sorprendente, puedes probar agregar frutas a tu mayonesa casera. Algunas opciones populares incluyen mango, piña o manzana rallada. La combinación de sabores dulces y salados te sorprenderá.
Variantes mayonesa casera con huevo duro

Recuerda que estas son solo sugerencias para que te inspires y encuentres tus propias combinaciones de sabores. ¡No temas experimentar y hacer de la mayonesa casera algo único y especial!

Beneficios de hacer mayonesa casera y promover un estilo de vida saludable

Preparar mayonesa casera con huevo duro no solo nos permite disfrutar de su delicioso sabor, sino que también tiene diversos beneficios para nuestra salud y estilo de vida. Aquí te mencionamos algunos de ellos:

  • Evita el riesgo de salmonella: Al utilizar huevo cocido en lugar de huevo crudo, eliminamos la probabilidad de contraer salmonella, una bacteria que puede causar enfermedades gastrointestinales. Esto nos brinda mayor tranquilidad al momento de disfrutar de la mayonesa casera.
  • Control de ingredientes y aditivos: Al hacer nuestra mayonesa casera, tenemos el control total sobre los ingredientes y aditivos que utilizamos. No tendremos que preocuparnos por conservantes, colorantes o saborizantes artificiales que a menudo se encuentran en las versiones comerciales.
  • Mayor frescura y sabor personalizado: La mayonesa casera nos permite ajustar los ingredientes según nuestros gustos y preferencias. Podemos agregar más o menos limón, sal, especias o incluso añadir ingredientes adicionales para darle un toque especial. Esto nos garantiza una mayonesa fresca y adaptada a nuestros propios gustos.
  • Mayor calidad nutricional: Al utilizar huevos duros, estamos aprovechando las proteínas y nutrientes presentes en el huevo, como la vitamina D, vitamina B12 y minerales como el hierro. Además, al utilizar aceite de oliva o de girasol, estamos optando por grasas saludables en lugar de grasas saturadas o trans que se encuentran en las mayonesas comerciales.

Otras recetas que te pueden interesar

Subir